Evidencias De La Existencia De Un Creador

(1) La Metodología del Corán al usar los milagros naturales como evidencia
 

Explorando el universo mediante de la descripción coránica

El Corán nos lleva en un viaje a través de los confines del universo y las diferentes partes de la tierra, haciendo una pausa para que reflexionemos sobre las flores de los prados, elevándonos hasta las estrellas y sus órbitas. Abriendo de esta manera nuestros ojos y corazones, mientras nos muestra cómo el poder y decreto de Allâh operan en Su creación, descubriendo para nosotros los misterios de la creación, guiándonos hacia la sabiduría por detrás de la creación, y explicando las inmensas bendiciones con las que Él nos ha agraciado y al universo alrededor nuestro. 

El Libro de Allâh discute largamente acerca de este tema tanto en sus capítulos largos como cortos. Es una discusión muy interesante que cautiva el alma, es un placer de escuchar. Estimula las emociones y sentidos.

He estudiado mucho acerca de lo que la ciencia y los científicos han descubierto sobre todos los aspectos de la vida, explicando los misterios de la creación y cómo la creación indica la existencia del Creador, pero nunca he encontrado algo como las bellas descripciones que da el Corán, con tanto detalle que estimula las emociones y que guían al corazón, alcanzando conclusiones precisas. ¿Y cómo podría ser de otra manera, siendo que es la revelación del Omnisapiente, el Más digno de Alabanza?   

Las Acciones de Allâh en el Universo  

Acompáñenme en una jornada a través de las aleyas (versos) del Corán, dónde exploraremos este universo para ver cómo el poder de Allâh opera en las diferentes áreas: en una semilla colocada en el interior de la tierra que se divide en dos y cuyas raíces se hunden en la tierra, para que de una semilla inanimada surja la vida representada en su tallo, hojas, fragantes flores y frutas que nutren a los hombres y  bestias … en el alba cuando despunta… en la quietud de la noche… en los movimientos del sol y luna… 

(Por cierto que Allâh hace que germinen el grano y el hueso del dátil, y hace surgir lo vivo de lo muerto y lo muerto de lo vivo. ¡Ése es Allâh! ¡Cómo podéis desviaros!

Hace que el alba despunte, dispuso que la noche sea para descansar, e hizo que el sol y la luna os sirvan para computar [el tiempo]. Esto es el decreto del Poderoso, Omnisciente.) (Corán 6: 95-96) 

Miren las nubes y cómo son formadas por Allâh

(¿Acaso no observas que Allâh impulsa las nubes lentamente, luego las agrupa hasta formar cúmulos, y después ves caer la lluvia de entre ellas? ¿Acaso no reparas que Allâh hace caer del cielo granizo con el que azota a quien quiere y protege de él a quien Le place, cuando sólo el resplandor del relámpago podría enceguecerles?.) (Corán 24: 43) 

Allâh, el Altísimo, nos dice sobre la sombra: 

(¿No ves [¡Oh, Muhammad!] cómo tu Señor extiende la sombra? Si Él quisiera, podría dejarla fija, pero pusimos al sol como guía de ella.

Luego hacemos que ésta vaya desapareciendo gradualmente.) (Corán 25: 45-46) 

Analicemos cómo Él, el Omnipotente, dispone los asuntos de la vida y los seres vivientes, y la noche y el día:

(Di: ¡Oh, Allâh, Soberano del Reino! Tú concedes el poder a quien quieres y se lo quitas a quien quieres, dignificas a quien quieres y humillas a quien quieres. En Tus manos está el bien. Allâh tiene poder sobre todas las cosas.

Tú insertas la noche en el día y el día en la noche. Tú haces surgir a lo vivo de lo muerto y a lo muerto de lo vivo. Tú sustentas sin medida a quien Te place.) (Corán 3: 26-27) 

El Corán no sólo nos informa sobre el poder de Allâh y de cómo opera en el universo, cómo Su conocimiento abarca a todas Sus criaturas y cómo Él es quien dispone de todos los asuntos - también nos dice el propósito con el que Él creó al universo. 

Allâh, el Exaltado, creó esta tierra para el ser humano: 

(Él es Quien creó para vosotros todo cuanto hay en la tierra…) (Corán 2: 29) 

Él la creó para nosotros de una manera que satisface nuestra naturaleza y que nos beneficia. Esto es lo que el Corán llama  ‘sometimiento’ (tasjîr). 

Y él no nos dice esto sólo a manera de información; sino que nos explica el sometimiento que Allâh ha creado en el universo: 

(¿Acaso no veis que Allâh os sometió todo cuanto hay en los cielos y en la Tierra…) (Corán 31: 20)

La creación de las estrellas nos ayuda a guiarnos por la noche, ya sea que viajemos por tierra o por mar:

(Y Él es Quien ha creado las estrellas para que vosotros podáis guiaros por ellas (cuando os encontráis viajando] en las tinieblas de la tierra y del mar. Por cierto que hemos evidenciado los signos para quienes reflexionan.) (Corán 6: 97) 

La tierra y el cielo, la caída de lluvia del cielo, las naves que navegan en el mar, los ríos que fluyen a lo largo de la tierra, el sol y la luna, la sucesión de la noche y el día… todo esto ha sido creado para nuestro beneficio: 

(Allâh es Quien creó los cielos y la Tierra e hizo descender la lluvia del cielo con la que hace brotar los frutos para vuestro sustento. Él os sometió las naves para que con ellas surquéis el mar por Su designio, y os sometió los ríos [para que os beneficiéis de ellos].

También sometió el sol y la luna, que siguen su curso incesantemente, y dispuso que la noche suceda al día.

Él os ha dado todo cuanto Le pedisteis. Sabed que si intentarais contar las gracias de Allâh no podríais enumerarlas; ciertamente el hombre es injusto, desagradecido.… ) (Corán 14: 32-34) 

Categoria:

Se encuentra usted aquí