El significado de “Recinto Sagrado y seguro” (Al Haram)

Dios dispuso leyes especiales para su casa sagrada: 

1. La obligatoria pureza de toda inmundicia o ídolos. Dios dijo: “e hicimos un pacto con Abraham e Ismael, que purifiquen mi casa para los que la circunvalen, para los que hagan retiros, para los que se inclinan y los se prosternan”. (1)

2. La obligación de peregrinar hacia esta casa santa y la de circunvalarla como rito de adoración a Dios sólo. En esta casa sólo se adorará a Dios, de manera que no se puede creer que ella cause bien o cause mal por sí misma sino que se la santifica porque Dios la santificó. Dios ordenó a Abraham, cuando terminó de construir la Ka’ba, que llame a la gente para que vengan a ella en peregrinaje. Abraham gritó desde lo alto de una montaña: “¡Gentes! Vuestro Señor ha construido una Casa y os ha ordenado venir a ella en peregrinación. ¡responded pues!”. Y Los peregrinos llegaron en grupos, con el tiempo, entonando: “Labbaika Allahumma labbaik” (Nos invitaste Dios y hemos respondido).

3. Que se declare zona segura el área que rodea la Casa Santa para que los peregrinos, visitantes y residentes puedan realizar sus ritos con paz y tranquilidad. El significado de seguridad aquí lo detalla Dios cuando ordena que no se derrame sangre ni se maltrate a nadie en el recinto sagrado alrededor de La Ka’ba; quien se refugia en este recinto estará a salvo. La gente solía encontrarse en este recinto sagrado, habían los que hallaban al asesino de su padre o a su deudor pero no los atacaban sino fuera del recinto sagrado. Dios dijo: “Recordad cuando hicimos de La Casa [la Ka‘bah] un lugar de reunión y seguridad para los hombres. Tomad el sitial de Abraham [rezad detrás de la piedra sobre  la cual se paró el Profeta Abraham mientras construía la Ka‘bah] como oratorio (2) y “También signos evidentes. Entre ellos está el sitial de Abraham. Quien ingrese en ella estará a salvo.(3). La seguridad del recinto sagrado abarca hasta a los animales y aves que habitan en el recinto, pues no se les puede cazar ni dañar en el recinto ni se puede cortar árboles sin necesidad.

4. Para garantizar más aún la seguridad de los peregrinos, Dios decretó que los meses del peregrinaje sean temporada sagrada, donde no se puede combatir ni iniciar guerras.

¿CUAL ES EL SIGNIFICADO DE “LA PIEDRA NEGRA”?

Algunos no-musulmanes creen que los musulmanes adoran a la piedra negra por su fuerte respeto a la misma. La gente hostil al Islam enfatiza mucho este punto y se olvida o simula olvidar que la adoración a Dios en un lugar sacro no significa adorar al lugar mismo. Por más que se diga del respeto a la piedra negra; esta no deja de ser, para el musulmán, una piedra inerte que no causa mal ni bien alguno.

Omar bin al Jattab dijo, al besar la piedra negra: “¡Por Dios! Yo se que eres una piedra que no hace ni bien ni mal y si no fuese que ví al Mensajero de Dios besarte no te besaría”.


(1) El Corán, (2:135).
(2) El Corán, (2:125).
(3) El Corán, (3:97)

Categoria:

Se encuentra usted aquí