LA ORACIÓN EN EL ISLAM: Condiciones Para La Validez De La Oración (Salât)

Antes de realizar el Salât, es necesario cumplir las siguientes condiciones, si cualquiera de ellas no se efectúa, esto significaría la invalidez del Salât:

1. El conocimiento del inicio del horario del Salât. Es suficiente que sea aproximado.

2. La persona debe encontrarse en estado de pureza , libre de la impureza mayor y menor, ya que el Profeta (Paz y Bendiciones) dijo: “Allah no aceptará el Salât sin la purificación (Tahur)”. (Muslim y otros).

3. La limpieza del cuerpo, las vestimentas y el lugar en que la oración será realizada (es decir, deben estar libres de impurezas físicas), en caso de que tenga la posibilidad de lograrlo. Pero quien sea incapaz de quitar las impurezas, debe proseguir y completar de todas formas la oración.

4. Cubrir las partes privadas (Aurah) , basados en el dicho de Allah (alabado sea): “¡Oh hijos de Adán! ¡Poneos vuestros más bellos y puros vestidos en cada lugar de oración...!” (7: 31)

La palabra árabe Zhinah traducida como “adorno, atavío” es entendida por los sabios como una vestimenta suficiente para cubrir las partes privadas. La palabra Masyid quiere decir “lugar de Saÿdah” y se refiere al Salât. Por lo que el significado de la frase sería: “Cubrid vuestras partes privadas para cada Salât.”

La parte privada ('Aurah) del hombre comprende del ombligo a las rodillas, mientras que la de la mujer es la totalidad de su cuerpo, salvo la cara y las manos (para el Salât), por lo que es obligatorio que la ropa cubra totalmente sus partes privadas. Una tela transparente que permita ver la piel a través de ella no es suficiente, y no es aceptable usarla para el Salât.

5. Orientarse hacia la Qiblah , que es la sagrada Mezquita de la Makkah, tal como Allah (alabado sea) dijo: “Vuelve tu rostro hacia la Mezquita Sagrada (Al-Masyid-al-Harâm en Makkah). Dondequiera que estéis, volved vuestros rostros hacia ella...” (2:144)

Quien esté lo suficientemente cerca para ver la Ka'bah debe mirarla antes de empezar su oración para asegurarse que realmente está orientado en su dirección. Y quien no la pueda ver, debe dirigirse hacia ella aproximadamente.

Orientarse hacia la Qiblah en el Salât es obligatorio, y por lo tanto no puede abandonarse, salvo en las siguientes circunstancias:

A) El Salât voluntario de un viajero sobre cualquier medio de transporte. La persona puede hacer su oración hacia donde esté orientándose, y si se encuentra sentado, debe hacer un movimiento con la cabeza indicativo del Rukû' y el Suyud. La inclinación de la cabeza en el Suyud debe ser más pronunciada que la del Rukû'.

B) Quien teme (un peligro presente), o se encuentra en una dirección contra su voluntad o enfermo, no tiene la obligación de orientarse hacia la Qiblah debido a la incapacidad de hacerlo.

6. La Niiah (intención), antes de realizar la oración, la persona debe saber cuál es el Salât que está a punto de comenzar, - si es Fard (obligatorio) o Nafl (voluntario); y qué oración del día es - Duhr o 'Asr. Tal como el Profeta (Paz y Bendiciones) dijo: “Ciertamente las obras dependen de las intenciones (niiah), y cada hombre tendrá según su intención“. (Al-Bujari)

Se encuentra usted aquí