Hadiz y Sunnah

El Libro Del Matrimonio - Capítulo 10: Al-Li'án (La Maldición Recíproca) -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL MATRIMONIO
Capítulo 10: AL-LI'ÁN [*] (LA MALDICIÓN RECÍPROCA)
936
Narró Ibn 'Omar : "Fulano dijo: "¡Oh Mensajero de Allah!, dime, si alguno de nosotros encuentra a su esposa cometiendo adulterio, ¿qué debe hacer? Si lo dice estará hablando sobre un asunto gravísimo y si se calla estará callándose sobre algo también gravísimo". Él no contestó. Luego le dijo: "he sido afectado por el asunto que te había preguntado". Entonces Allah reveló las aleyas de la Surát An-Nur (La Luz). Se las recitó y le informó que el castigo de esta vida es inferior al de la otra. Dijo: "No, Juro por Aquél que te envió con la Verdad, no he mentido acerca de ella". Luego le advirtió a la mujer de la misma manera. Ella dijo: "No, Juro por Aquél que te envió con la Verdad que él es un mentiroso". Empezó con el hombre quien pronunció los cuatro testimonios jurando por Allah, luego la mujer hizo lo mismo y después fue declarado el divorcio definitivo. (Transmitido por Muslim).
[*] Li'án significa culpar a la esposa de adulterio sin tener una prueba sólida. Si la mujer niega la acusación, el hombre tiene que jurar cuatro veces y repetir la alegación, y en el quinto decir: "Que la maldición de Allah recaiga sobre mí si soy un mentiroso". Si la mujer permanece callada le será aplicado el castigo correspondiente, pero si ella niega la acusación, tendrá que jurar cuatro veces que niega la acusación y al quinto decir: "Si el hombre dice la verdad, que el enojo de Allah recaiga sobre mí". Este procedimiento llamado Li'án produce la separación inmediata entre los esposos siendo ilícita una reconciliación o segundo matrimonio entre ambos.

 

El Libro Del Matrimonio - Capítulo 11: Al-'Iddah, Al-Ihdad Y Al-Istibra’ -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL MATRIMONIO
Capítulo 11: AL-'IDDAH [*] AL-IHDAD [**] AL-ISTIBRA’ [***]
945
Narró Al-Miswar Ibn Majrama : "Luego de que muriera su marido, Subai'a Al-Aslamía [1]  dio a luz, y luego fue a pedirle permiso al Profeta  para casarse; Este le dio permiso y ella se casó". (Transmitido por Al­-Bujári). Una versión dice: "Ella dio a luz a un niño después de que pasaran cuarenta noches de la muerte de su marido". Muslim registró: "Az-Zuhri [2] dijo: "Pienso que no existe inconveniente en que una mujer en esta situación contraiga matrimonio durante el puerperio; pero su marido no debe acercársele hasta que ella se purifique".
[*] 'Iddah es el período de tiempo que debe esperar una mujer luego de la muerte de su marido o del divorcio y no le es permitido casarse durante este período. Existen tres formas de contabilizar la 'Iddah: 1) 'Iddah por nacimiento 2) 'Iddah por menstruación y 3) 'Iddah de meses. Para una mujer embarazada, en cualquiera ya sea por muerte del marido o divorcio, su 'Iddah durará hasta el nacimiento.
[**] Ihdád es el luto por la muerte del marido.
[***] Istibra' es el tiempo que transcurre hasta la aparición de la menstruación, para saber que no hay embarazo.
[1] Subai'a, la hija de Al-Háriz Al-Aslamía de Banu Aslam era una Sahábiia e Ibn Sa'd mencionó que fue de las Muhayirát. Se casó con Sa'd Ibn Jawla, quien murió en Makkah durante Hayyat-ul-Wadá', luego se casó con una persona de su tribu.
[2] Muhammad Ibn Muslim Ibn 'Ubaidulláh Ibn Abdulláh Ibn Shiháb Al-Qurashi Az-Zuhri, uno de los emmentes Imámes y sabios del Hiyáz y Shám, Pertenece a la cuarta generación de Tabi'in. Murió en el año 124 de la Hégira.

 

El Libro Del Matrimonio - Capítulo 12: Ar-Rada’ (El Amamantamiento Del Niño Por Una Mujer Que No Es Su Madre) -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL MATRIMONIO
Capítulo 12: AR-RADA’ [*] (EL AMAMANTAMIENTO DEL NIÑO POR UNA MUJER QUE NO ES SU MADRE)
964
Narró 'Aisha  que el Mensajero de Allah  dijo: "Mamar una o dos veces no hacen ilícito el matrimonio [1]". (Lo transmitió Muslim).
[*] En la Shari'a islámica el amamentamiento hace que el bebé adquiera una relación equivalente al parentesco consanguíneo con su nodriza y la familia de esta.
[1] Este Hadiz nos indica que la lactación una vez o dos veces, no alcanza para la determinar el Tahrím (prohibición de contraer matrimonio). Un Hadiz narrado por 'Aisha  claramente demuestra que para que exista tal prohibición una mujer tiene que amamantar al menos cinco veces al bebé.

 

El Libro Del Matrimonio - Capítulo 13: La Manutención -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL MATRIMONIO
Capítulo 13: LA MANUTENCIÓN
975
Narró 'Aisha : "Hind la hija de 'Utba [1] - esposa de Abú Sufian [2] - se presentó ante el Mensajero de Allah  y dijo: "¡Oh Mensajero de Allah!, Abú Sufián es un tacaño que no nos proporciona a mi y a mis hijos lo suficiente para mantenemos, excepto lo que yo tomo de sus bienes sin que lo sepa. ¿Hay algo malo en este proceder?". Respondió: "Toma de sus bienes lo que es razonable para ti y para tus hijos [3]". (Transmitido por Al­Bujári y Muslim).
[1] Hind bint 'Utba Ibn Rabi'a Ibn 'Abd Shams abrazó el Islam en el año de la conquista de Makkah, después de su marido Abú Sufián. La muerte de su padre 'Utba, su tío Shaiba y su hermano Al-Walid en la batalla de Badr la pusieron tan mal y furiosa, que cuando Hamza fue martirizado en Uhud ella abrió su cuerpo para masticar su hígado y luego escupirlo. Se dice que murió en Muharram del año 14 de la Hégira.

 

El Libro Del Matrimonio - Capítulo 14: Al-Hidána (La Custodia De Los Hijos) -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL MATRIMONIO
Capítulo 14: AL-HIDÁNA [*] (LA CUSTODIA DE LOS HIJOS)
987
Narró 'Abdulláh Ibn 'Amr : "Una mujer dijo: "¡Oh Mensajero de Allah!, llevé a mi hijo en mi vientre, lo amamanté y lo alcé en mi falda, y su padre me divorció y lo quiere distanciar de mí". El Mensajero de Allah  le dijo a ella: "Tú eres la que más derecho tiene a él mientras no te vuelvas a casar". [Transmitido por Ahmad y Abú Dá'ud, Al-Hákim lo calificó Sahih (verídico)].
[*] Hidána literalmente significa preservación y seguridad. Según la terminología de la legislación islámica, implica la educación apropiada y el cuidado de un menor. Si un hombre se divorcia de su esposa y ambos son musulmanes y tienen hijos pequeños, entonces la mujer tiene más derecho de exigir la custodia de los niños. El hombre no puede privarla de sus hijos por la fuerza.

 

El Libro Del Yinaiat

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
El LIBRO DEL YINAIAT [*]
993
Narró Ibn Mas'úd : El Mensajero de Allah  dijo: "La sangre de un musulmán que declara que nada tiene el derecho a ser adorado excepto Allah y que yo soy el Mensajero de Allah no es lícita, excepto en tres circunstancias [1]: El casado que comete adulterio; Vida por vida; y quien abandona su religión rechazando a la comunidad." (Transmitido por Al Bujári y Muslim).
[*] Yinaiat es el plural de Yinaia que quiere decir: "Infligir un daño físico a un tercero", sea intencional o por equivocación.
[1] Está prohibido matar a quien haya pronunciado aunque sea una vez el Testimonio de Fe. La excepción a esta regla son el adúltero casado, el asesino y el apóstata. Un Hadiz establece que es permitido matar a otra persona en defensa propia en caso de ser atacado.

 

El Libro Del Yinaiat - Capítulo 1: TIPOS DE DIAH (INDEMNIZACIONES) -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
El LIBRO DEL YINAIAT
Capítulo 1: TIPOS DE DIAH [*] (INDEMNIZACIONES)
1009
Narró Abú Bakr [1] Ibn Muhammad Ibn 'Amr Ibn Hazm, con la autoridad de su padre y de su abuelo : "El Profeta  le escribió a la gente del Yemen: "Si alguien mata a un creyente injustamente y deliberadamente, el Qisás (talión) es obligatorio, a menos que los parientes de la víctima decidan otra cosa [2]. La indemnización por una vida es de 100 camellos; esa indemnización debe pagarse por el corte completo de una nariz, los ojos, la lengua, los labios, el pene, los testículos y el espinazo; por un pie media indemnización, por una herida en la cabeza un tercio, por una puñalada que penetra el cuerpo un tercio, por una herida en la cabeza que quita un hueso, quince camellos, por cada dedo de la mano y del pie, 10 camellos, por un diente cinco camellos, y por una herida que pone al descubierto el hueso, cinco camellos; un hombre debe ser ejecutado si asesina a una mujer; y aquellos que tienen oro deben pagar mil Dináres [3]". (Abú Dá'ud lo transmitió en su libro "Marasil". An-Nasá'i, Ibn Juzaima, Ibn Al-Yárúd, Ibn Hibbán y Ahmad también lo transmitieron, pero discrepaban en cuanto a su autenticidad).

 

El Libro Del Yinaiat - Capítulo 2: La Acusación De Asesinato Y El Juramento -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
El LIBRO DEL YINAIAT
Capítulo 2: LA ACUSACIÓN DE ASESINATO Y EL JURAMENTO
1020
Narró Sahl Ibn Abú Hazma  bajo la autoridad de algunas personas mayores de su tribu: 'Abdulláh Ibn Sahl [1] y Muhaisa [2] Ibn Mas'úd fueron a Jaibar debido a un dolor que los había afligido. Muhaisa aseguró que Abdulláh Ibn Sahl había sido asesinado y tirado en un aljibe. Fue donde los judíos y dijo: "Fueron ustedes - lo juro por Allah - quienes lo han matado". Ellos dijeron: "Nosotros juramos por Allah que no lo hemos matado". Sus hermanos Huwaisa [3] y Abdur-Rahmán Ibn Sahl [4] y él fueron donde el Profeta y cuando Muhaisa ante a punto de hablar, el Mensajero de Allah dijo: "Deja hablar primero al mayor". Entonces habló Huwaisa, luego Muhaiyisa. El Mensajero de Allah dijo: "Ellos deben pagar la indemnización por vuestro amigo, o los combatiremos". Les escribió una carta al respecto; y ellos contestaron, "por Allah, nosotros no lo hemos matado". Entonces le dijo a Huwaisa, Muhaisa y 'Abdur-Rahmán Ibn Sahl: "¿Juraríais y haríais vuestra demanda con respecto a la indemnización de vuestro amigo?" Contestaron: "No". Él dijo: "¿jurarían los judíos que ellos son inocentes?". Ellos contestaron: "Ellos no son musulmanes". Entonces el Mensajero de Allah pagó la Indernnización [5] enviándoles 100 camellas. Sahl dijo: "Una camella roja de entre ellas me pateó". (Transmitido por Al-Bujári y Muslim).

 

El Libro Del Yinaiat - Capítulo 3-4: Combatir A Los Rebeldes, Los Ofensores Y Los Apóstatas -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
El LIBRO DEL YINAIAT
Capítulo 3: COMBATIR A LOS REBELDES
1022
Narró Ibn 'Omar  que el Mensajero de Allah  dijo: "Quien levanta armas contra nosotros no es de los nuestros [1]". (Transmitido por Al Bujári y Muslim).
[1] Combatir contra un musulmán es un acto que implica un pecado gravísimo. También lo es amenazar de muerte o intimidar con un arma.

 

El Libro Del Hudud (Las Penas) - Capítulo 1: El Castigo Prescrito Para Quien Comete Fornicación -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL HUDUD [*] (LAS PENAS)
Capítulo 1: EL CASTIGO PRESCRITO PARA QUIEN COMETE FORNICACIÓN
1034
Narraron Abú Hurairah y Zaid Ibn Jálid Al-Yohani  que un hombre del desierto (beduino) vino al Mensajero de Allah  y le dijo: "¡Oh Mensajero de Allah!, te pido que juzgues entre nosotros con el libro de Allah, Otro (beduino) que se hallaba junto a él y era más sabio dijo:' "Sí, juzga entre nosotros de acuerdo con el Libro de Allah y permiteme (hablar)". Entonces le dijo: "Habla". Dijo: "Mi hijo era un sirviente contratado por este hombre y fornicó con su esposa, y cuando me dijeron que mi hijo debería ser apedreado hasta la muerte pagué por él un rescate de cien ovejas y una esclava; pero cuando pregunté a personas sabias ellos me dijeron que mi hijo debería sólo recibir cien azotes y ser desterrado durante un año, y que sólo debería ser apedreada la esposa de este hombre". El Mensajero de Allah  contestó: "Por Aquél en cuyas manos está mi alma, que he de juzgar entre vosotros de acuerdo con el Libro de Allah. La esclava y las ovejas te son devueltas, pero tu hijo debe recibir cien azotes y ser desterrado durante un año. Unais, ve donde la esposa de este hombre, y si confiesa, apedreadla hasta [1] la muerte". (Narrado por Al-Bujári y Muslim; siendo esta la versión de Muslim).

 

El Libro Del Hudud (Las Penas) - Capítulo 2: El Castigo Prescrito Para La Injuria O La Calumnia -

Bulug Al-Marám (El Alcance De Lo Deseado De Las Evidencias De La Legislación)
Hadiz
EL LIBRO DEL HUDUD (LAS PENAS)
Capítulo 2: EL CASTIGO PRESCRITO PARA LA INJURIA O LA CALUMNIA
1049
Narró 'Aisha  que cuando su inocencia fue revelada [1] el Mensajero de Allah , subió al mimbar, lo mencionó y recitó (los versículos respectivos de) el Corán. Luego, cuando descendió ordenó que dos hombres y una mujer [2] recibieran el castigo prescrito [3]". (Transmitido por Ahmad y los cuatro libros de Sunnah; Al-Bujári también lo mencionó).
[1] Súrat An-Núr, versículo 11.
[2] Se dice que los hombres eran Mistah Ibn Azáza y Hassán Ibn Zábit y la mujer Hamna, la hija de Yahsh.
[3] Si alguien acusa a un hombre o una mujer de fornicacion y es incapaz de demostrarlo presentando cuatro testigos, su castigo será de ochenta azotes. Algunos hipócritas calumniaron a 'Aisha  de haber cometido adulterio. Estas personas divulgaron y propagaron esta mentira con semejante astucia, que algunos de los creyentes sinceros y píos cayeron presa de esta maquinación, porque creyeron que la imputación estaba basada en hechos reales y participaron en la propagación de dicha injuria. Cuando 'Aisha  fue exonerada por la revelación de los versículos del Corán, el Profeta  anunció un castigo para los creyentes, pero calló sobre los hipócritas, dejando su castigo a Allah. Los tres creyentes que fueron castigados son Hassán Ibn Zábit, Mistah Ibn Azáza y Hamna Bint Yahsh.

 

Páginas

Suscribirse a Canal de noticias de la página principal

Se encuentra usted aquí